La Piloto Zamorana Sara García que tendría que participar este fin de semana en la primera Baja que se celebra este año en la Península y que es puntuable para el campeonato del Mundo tendrá que esperar al menos a la próxima semana puesto que la baja ha tenido que aplazarse «in extremis» a cuenta de la alerta que se ha declarado en medio Portugal por el riesgo extremo de incendios.

El riesgo de incendio en Portugal ha sido el causante de que este fin de semana se tenga que aplazar la prueba, Sara García viajaba en la pasada noche para hoy estar a primera hora en las verificaciones, pero a 30 kilómetros del lugar donde se iba a celebrar la prueba le avisaron y tuvo que darse la vuelta. Un viaje de más de 500 kilómetros a la mochila de nuestra piloto, y de otros muchos que han mostrado su malestar por la premura del anuncio a menos de 12 horas de que se iniciara la Baja.

Esta será la primera prueba puntuable para el Mundial de Bajas y se disputará en el mismo lugar el próximo fin de semana si las condiciones han mejorado ya que en Portugal el miedo al fuego es grande y los episodios hasta ahora han sido de una gran desgracia para el país vecino

Leer más en ZN