Información elaborada el martes 29 de septiembre de 2020

Entre la tarde del jueves día 1 y el viernes día 2 de octubre una borrasca se profundizará rápidamente entre el norte de Francia y las Islas Británicas, abarcando a la Península bajo su radio de acción. Sus efectos comenzarán a notarse ya la misma tarde del jueves en el área cantábrica. Como resultado de esta situación se prevén un descenso generalizado de las temperaturas y una drástica inestabilización del tiempo atmosférico, que se espera que se prolongue durante todo el fin de semana y probablemente principios de la próxima.

El viernes las precipitaciones se irán extendiendo a las vertientes cantábrica y atlántica con probabilidad de que sean intensas, persistentes y ocasionalmente con tormentas asociadas, en Galicia, noroeste de Castilla y León, cornisa cantábrica y Pirineos occidentales. La zona de menor probabilidad de precipitación corresponde al sureste peninsular. Las precipitaciones pueden ser de nieve al principio en la cordillera cantábrica y posteriormente también en Pirineos.

Además de las precipitaciones se esperan vientos del oeste o noroeste fuertes y muy fuertes en las vertientes atlántica y cantábrica y el sábado también en las comunidades mediterráneas. Asimismo se espera temporal marítimo en las costas atlántica y cantábrica y probablemente también en el área mediterránea.

Estos fenómenos irán acompañados de una importante bajada de temperaturas, que se notará ya a lo largo del jueves en las temperaturas diurnas, y que se prolongará durante el viernes y sábado, con heladas en el sistema Central, Ibérico y Pirineos y valores térmicos por debajo de lo habitual en estas fechas.

AEMET recomienda un seguimiento más detallado y actualizado de esta situación atmosférica a través de sus predicciones y avisos de fenómenos adversos. Todo ello puede consultarse en su página web: www.aemet.es