logoastorga400

Queridos sacerdotes, comunidades de vida consagrada y laicos de la diócesis de Astorga.

Hace unos días os informábamos desde el Obispado sobre el estado de salud de Mons. Ca-milo Lorenzo Iglesias, nuestro querido obispo emérito, entonces convaleciente en el Hos-pital de El Bierzo en Ponferrada a causa de una fractura de cadera que había sufrido a fina-les de mayo, incidencia que se vio agravada por una infección pulmonar.

Ahora, unido a la alegría de conocer el nombramiento de un nuevo obispo para nuestra diócesis en la persona de Mons. Jesús Fernández, os hacemos saber que D. Camilo, una vez superada satisfactoriamente dicha infección y tras la decisión médica de no realizarle ninguna intervención quirúrgica, ya que la fractura es previsible que suelde bien sin nece-sidad de esta, ha sido dado de alta en la tarde del jueves 11 de junio y ha regresado a la Residencia “Nuestra Señora de la Encina” de Campo en Ponferrada, en la que reside ac-tualmente, para continuar su recuperación.

Agradecemos de corazón los desvelos de su familia que le ha acompañado en todo mo-mento, así como la atención de equipo de capellanes del Hospital de El Bierzo que han es-tado cada día muy pendientes de su evolución y cuidados espirituales.

Queremos también hacer llegar nuestra gratitud a todos sus hermanos obispos, a los sacer-dotes, religiosos y fieles que se han interesado particularmente por su recuperación y a to-dos los que en estos momentos delicados han mostrado su afecto y han rezado por su sa-lud.

Os rogamos que sigamos unidos en la plegaria hasta el total restablecimiento de D. Cami-lo, dando gracias a Dios por los muchos frutos que ha dado su ministerio episcopal entre nosotros.

Con todo mi afecto.
El Administrador Diocesano de Astorga.