Con las peores retribuciones de España para estas profesionales, nuestra Comunidad registra una constante fuga de enfermeras hacia otras autonomías porque aquí se sienten «maltratadas» por la Administración Sanitaria.

 El Sindicato de Enfermería, SATSE, en Castilla y León denuncia que la Consejería de Sanidad está «expulsando» fuera de nuestra Comunidad a cientos de enfermeras y enfermeros jóvenes que no ven futuro aquí debido al «maltrato» al que se les somete desde la Administración sanitaria: las retribuciones más bajas de España, contratos precarios y nulo reconocimiento a su esfuerzo en plena pandemia es el «premio» que reciben por la cada vez mayor responsabilidad de su trabajo, por su dedicación poniendo en riesgo su vida y por las importantes competencias profesionales que desarrollan.

Leer más en ZN

Artículo anteriorYolanda Díaz firma la alianza con los graduados sociales para formación y la mejora de las relaciones laborales en las empresas
Artículo siguienteNueva cita crucial para el Amigos del Duero