El subdelegado del Gobierno en Zamora, Ángel Blanco, ha liderado una visita a las obras correspondientes a la primera fase de rehabilitación de la carretera N-631, reafirmando así el compromiso del Gobierno de España con la mejora de las infraestructuras viarias en la provincia de Zamora.

Las obras, que dieron inicio el pasado 30 de mayo de 2023, abarcaron los primeros 15 kilómetros de la N-631, extendiéndose hasta el municipio de Tábara y culminando con la rehabilitación de un total de 24 kilómetros. El proyecto, que ha contado con un presupuesto de 7,69 millones de euros, tiene como objetivo principal revitalizar una vía que presentaba signos notorios de desgaste y agotamiento.

Ángel Blanco, acompañado por Adolfo Güell, jefe de la Unidad de Carreteras en Zamora, Guillermo Vicente, jefe de obra de la Unidad de Carreteras, y el alcalde de Tábara, ha resaltado la importancia de estas obras, que responden a demandas. Sociales y buscan mejorar significativamente la infraestructura vial en la región.

La falta de arcenes o bermas, junto con zonas críticas como el Puente de la Estrella, eran algunas de las deficiencias que la rehabilitación de la N-631 abordará en su totalidad. Ángel Blanco destacó la complejidad de ejecutar los trabajos sin afectar significativamente la movilidad vial y las necesidades de los residentes, subrayando la importancia de habilitar rutas alternativas para minimizar molestias.

La segunda fase de la remodelación de la N-631 está proyectada para el próximo año, con la ejecución prevista en 2024, completando así la rehabilitación hasta el kilómetro 56. Blanco hizo hincapié en que estas mejoras fueran esenciales para garantizar la seguridad y comodidad de los usuarios de la carretera, al tiempo que se abordaban las preocupaciones ambientales y se promovían prácticas sostenibles.

En cuanto a las características técnicas de los trabajos, Ángel Blanco destacó el enfoque sostenible con el medio ambiente, incluyendo prácticas como la reutilización de material. Este enfoque ha llevado a una reducción notable de más de 328 toneladas de CO2, contribuyendo así a la lucha contra el cambio climático.

La actuación en la N-631 se enmarca dentro del programa de conservación y mantenimiento de la red de carreteras del Estado, donde el Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana (MITMA) ha invertido 65 millones de euros en Zamora desde junio de 2018. Estas iniciativas reflejan el compromiso continuo del Gobierno de España en mejorar la infraestructura vial para el beneficio de la comunidad zamorana.

PROMOCIÓN
>