Completando la quinta etapa, de las nueve que tienen previsto realizar, con las que recorrerán una vuelta muy particular a toda España, el movimiento Ultreya ha llegado a Tábara.

Junto a la estatua de León Felipe de la localidad, los integrantes de este singular movimiento solidario, han sido recibidos por representantes de la corporación del ayuntamiento de la localidad y vecinos del pueblo de Tábara y el grupo de baile de paloteo, les ha dedicado algunas de sus danzas típicas.

El movimiento Ultreya, surgió hace tres años cuando se declaró la pandemia que nos tuvo confinados durante un largo periodo de tiempo y un grupo de entusiastas de la bicicleta y del Camino de Santiago, principalmente formado por profesores, comenzaron en Alcalá de Guadaíra un largo periplo, que le llevaría por un número considerable de poblaciones, en las que trataban de visibilizar a todos esos pueblos de la España abandonada y colaborar con su iniciativa, a superar esta adversidad que se había presentado.

Ese primer año, Tábara les acogió, convirtiéndose desde entonces en una de las poblaciones en las que, en sucesivas ediciones, este colectivo ha contemplado como final y comienzo de alguna de las etapas.

En este grupo de entusiastas, podemos encontrar a personas con perfiles muy diversos y profesiones dispares, pero a todos les une el entusiasmo por el recorrido que van haciendo y en todo el trazado, van mostrando ese entusiasmo con el que inician esta dura prueba.

En los pueblos a los que llegan, tratan de colaborar con proyectos locales y las aportaciones que van recibiendo y la recaudación que obtienen por los diferentes objetos promocionales que van distribuyendo, son destinados a una entidad local vinculada con la promoción y proyección del territorio en el que se encuentra. Hasta el momento llevan recaudados 8560 € y en Tábara la recaudación ha ascendido a 1540 €, que serán destinados para las actividades que el grupo cultural la Folguera viene realizando en Tábara a lo largo del año.

Han comenzado en Alcalá de Guadaíra, en la provincia de Sevilla y después de nueve etapas, esperan llegar a los confines de la tierra conocida en Galicia y en Fisterra, darán por concluida esta tercera edición de ese reto apasionante, que cada vez está contando con más adeptos y tienen una mayor incidencia en el proyecto que realizan. En esta edición una de las novedades que el movimiento Ultreya está realizando, es contar con un representante de cada una de las poblaciones en las que tienen previsto dar por finalizada su jornada. En el caso de Tábara es Juan Luis Fresno el que nos representa como embajador de este pueblo en este movimiento y viene pedaleando desde el comienzo de la aventura en Alcalá de Guadaíra.

Paquita Gutiérrez, concejala de cultura del ayuntamiento de Tábara agradece que el movimiento Ultreya haya elegido esta población como uno de los lugares fijos en cada una de sus etapas, porque además de dinamizar y movilizar al pueblo el día que llegan, también representa una promoción importante para esta localidad en toda España y el movimiento Ultreya, ya forma parte de esa familia que sabemos que cada año nos va a visitar y vamos a poder departir un rato con ellos.

Alabamos esta iniciativa que nació como un proyecto de cohesión social y está consiguiendo aglutinar cada vez a un mayor número de entusiastas que van siguiendo su recorrido y les deseamos que en lo que les queda de camino, consigan todos los objetivos que se han ido proponiendo durante el largo proceso de planificar esta tercera edición.

Galería de fotos, SAF

Artículo anteriorCONCIERTO EL PRÓXIMO 11 DE JULIO DE LA BANDA DE MÚSICA EN EL TEATRO RAMOS CARRIÓN
Artículo siguienteLa Diputación concluye las obras de mejora del tramo de carretera entre Rábano de Aliste y Tola