En primer lugar, como cada sábado, queremos recordar a nuestro querido compañero y amigo Paco, enviándole toda nuestra fuerza y apoyo en su recuperación. ¡Paco, estamos deseando que vuelvas a nuestras filas! ¡Mucho ánimo para ti y toda tu familia!

En segundo lugar, vemos con preocupación, cómo los médicos y enfermeras/os que formamos en España con nuestro dinero, emigran al extranjero. Esto, seguro que no es una decisión sencilla para la inmensa mayoría de ellas y ellos, pues a todos nos gusta estar al lado de nuestros seres queridos, familiares y amigos. El problema es, que el trato que aquí reciben por nuestros “nefastos políticos”, tras largos años de estudios y preparación se ven menospreciados, tanto en el sistema de contratación como en los bajos salarios, por lo que se ven obligados a buscarse la vida. Dicho de otro modo: “les están expulsando hacia otros países donde son mejor tratados en todos los sentidos”.

Esto no es baladí, no es cuestión menor, porque con ello están consiguiendo la “despoblación de las Zonas Rurales”. “Si no existen servicios básicos”, la población se ve obligada a salir de los pequeños municipios, al no ver seguridad en la “Atención Primaria”, tanto en “Sanidad como en Educación”.

Está cada día más claro, que es precisamente lo que están buscando. Todos recordamos cuando la delegada Territorial, Clara San Damián nos decía, allá por  el año 2021, que deberíamos irnos al Alfoz de Zamora, para poder tener concentrados los servicios sanitarios de Atención Primaria.

Lo dijimos entonces y lo mantenemos ahora: “lo que pretenden es convertir los pequeños núcleos rurales en sus cortijos; sus lugares de caza y recreo; lugares donde no se podrá habitar, pues no habrá más que macrogranjas y contaminación medioambiental.

Por este motivo, seguiremos en la lucha sin descanso. No estamos dispuestos a dejar nuestros queridos pueblos en manos de cuatro terratenientes desalmados. En  manos de nuestros malos gobernantes, sus familiares y sus amiguetes. Esa película del libro de Miguel Delibes, titulado: “LOS SANTOS INOCENTES”, que la mayoría de los que estamos aquí conocemos perfectamente por su crueldad, no estamos dispuestos a dejar que se repita.

Cuiden a nuestros profesionales, para que una vez aprobado el MIR, se decidan a quedarse en España, en la España despoblada. Inviertan en Sanidad y Educación para tratar con dignidad las pequeñas poblaciones. Hagan contratos atractivos con buenos salarios. Si lo hacen, seguro que los profesionales se quedan, porque no se van al extranjero precisamente por el “mal tiempo que hace en España”, sino “por el mal clima que han creado nuestros gobernantes, despreciando sus talentos y su esfuerzo”.

Por otro lado, vemos cómo cada día viene una nueva noticia sobre la falta de atención en especialidades: Neumología, Neurología, Urología, Psiquiatría, Maxilofacial, etc., etc., algunas de ellas, ni tan siquiera existen en Zamora, por lo que debemos trasladarnos a Salamanca, como es el caso de Maxilofacial, por ejemplo.

Eso sí, tanto la delegada Territorial, Leticia García, como el consejero de Sanidad, “por un quítame allá estas pajas”, culpan de todo al Gobierno Central, y, ¡punto pelota!

En vista de que la mala situación va “in crescendo”, lejos de bajar la guardia, seguiremos luchando con más fuerza cada día, si cabe. ¡No abandonaremos jamás a esta humilde sociedad; nuestras vecinas y vecinos que se aferran con todas sus fuerzas a sus tierras, para mantener vivos los pueblos! ¡Sólo luchando se consiguen los objetivos!

Para finalizar, queremos dar las gracias a todos los asistentes, que día tras día nos acompañan, haga frío o calor, así como a los medios de comunicación, pues sin los primeros no sería posible seguir y sin los segundos, no tendrían visibilidad nuestras movilizaciones, pues lo que no se ve ni se oye, no existe.

¡Muchas gracias y hasta el próximo sábado!

PROMOCIÓN
>