Las fiestas en honor a San Lorenzo dieron inicio ayer en Tábara. Los habitantes y visitantes por igual se unieron para celebrar el patrón de la localidad en una jornada llena de tradición, juegos y música que perdurará en los recuerdos de todos los presentes.

La festividad comenzó con la solemne misa en honor a San Lorenzo. Los fieles se congregaron en la iglesia local para participar en esta emotiva ceremonia, en la que se rindió homenaje al santo patrón.

Por la tarde, la energía y la diversión alcanzaron su punto máximo cuando los niños y niñas del pueblo se reunieron para disfrutar de una serie de juegos tradicionales, organizados por la Asociación Cultural San Lorenzo. Desde la carrera clásica de sacos hasta la desafiante rana infantil, los jóvenes participantes se sumergieron en la tradición lúdica que ha sido una parte integral de la cultura local durante generaciones. Los zancos y la carrera del huevo añadieron una dosis adicional de emoción, desencadenando risas y sonrisas contagiosas entre los pequeños jugadores.

Sin embargo, la diversión no se limitó solo a los más jóvenes. La Asociación Cultural San Lorenzo se asegura de que los adultos también pudieran disfrutar de la tradición, organizando juegos de Calva y Rana. Estos juegos, que han sido una parte fundamental de las fiestas durante años, atrajeron a los lugareños más mayores que se mostraron igualmente entusiasmados por participar.

Uno de los aspectos más destacados de la jornada fue la entrega de trofeos a los ganadores de los diferentes juegos. Estos trofeos fueron confeccionados por Joseba, un artesano local, que generosamente donó sus creaciones de cerámica a la Asociación Cultural San Lorenzo. Este acto de altruismo resalta la importancia de la colaboración y el apoyo mutuo en la localidad.

La celebración continuó en la noche con un toque de música y baile. La Orquesta Amazonas tomó el escenario y animó a los asistentes a mover los pies al ritmo de sus pegajosas melodías. La plaza de San Lorenzo se convirtió en una pista de baile mientras jóvenes y adultos se entregaban a la alegría de la música, prolongando la diversión hasta altas horas de la madrugada.

Galería de fotos

PROMOCIÓN
>