En estos momentos en los que nuestro pueblo se llena de visitantes y vecinos que andan regados por la geografía española y regresan a su terruño para celebrar la NO FIESTA, el ayuntamiento intenta prevenir una recaída del virus, desinfectando todas las calles del pueblo.

Una medida loable y necesaria, ante los casos que estamos viendo a nuestro alrededor de aumento de contagios.

Esperemos que entre esta medida y el civismo de todos nosotros, consigamos mantener a raya a este intruso que nadie desea ver ni en pintura.

MASCARILLAS, LAVADO INSISTENTE DE MAN OS, DISTANCIAS REGLAMENTARIAS Y TODAS LAS DEMÁS MEDIDAS QUE SE NOS ESTÁN INDICANDO son el mejor antídoto contra el COVID19

Si seguimos comportándonos cívicamente, entre todos podremos con este maldito COVID

Artículo anteriorEl Secreto mejor guardado – Capítulo XXV d
Artículo siguienteLa Comisión de Seguimiento ratifica la asignación de obras a los municipios del Programa de Fomento del Empleo Agrario