Burgos, León, Salamanca y Valladolid se han adherido a este programa en el que participan más de 300 estudiantes y 36 universidades

  • Campus Rural, impulsado por el Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, con el apoyo del Ministerio de Universidades y la CRUE, pretende reconectar a los jóvenes con el territorio y favorecer el papel de la universidad en la reactivación de las zonas rurales
  • El programa, que arranca este 1 de junio, facilita a los estudiantes universitarios formación y experiencia en administraciones, organizaciones, empresas e instituciones de municipios de menos de 5.000 habitantes o núcleos rurales por debajo de ese umbral
  • Uno de los municipios es Riello, en León. La Reserva de la Biosfera de Omaña y Luna acogerá a un alumno de Ciencias Ambientales para trabajar en la gestión, creación de planes de formación y divulgación de la Red Mundial de Reservas de Biosfera de Montaña.
  • Las 36 universidades públicas que se han adherido, entre ellas las de Burgos, León, Salamanca y Valladolid, podrán implementar por primera vez este modelo de inmersión rural, que permite acercar talento a los pueblos en situación de vulnerabilidad territorial
  • Los estudiantes deberán residir en el municipio donde realicen las prácticas y contarán con una ayuda económica de 1.000 euros brutos mensuales por alumno.

Más de 300 estudiantes universitarios realizarán prácticas formativas en entornos rurales este verano gracias a la primera edición de Campus Rural, una iniciativa impulsada por el Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico (MITECO), con el apoyo del Ministerio de Universidades y la CRUE, que pretende reconectar a los jóvenes con el territorio y favorecer el papel de la universidad en la reactivación de las zonas rurales. El programa, que arranca este 1 de junio, facilita a los estudiantes universitarios formación y experiencia en administraciones, organizaciones, empresas e instituciones de estos entornos.

En concreto, Campus Rural permite a los estudiantes de Grado o Máster oficial de cualquier disciplina completar su formación con el desarrollo de prácticas académicas, curriculares y extracurriculares, en municipios de menos de 5.000 habitantes o núcleos rurales por debajo de ese umbral, con el objetivo de acercar talento a los pueblos en situación de vulnerabilidad territorial.

Las 36 universidades públicas españolas que se han adherido al programa podrán implementar por primera vez este modelo de inmersión rural, contribuyendo a dinamizar el tejido productivo, social e institucional de estos entornos, visibilizar las oportunidades socioeconómicas, fijar nueva población y favorecer el reequilibrio y la cohesión territorial.

Asimismo, permitirá fomentar la conexión emocional de los alumnos con el territorio y el conocimiento del medio rural, rompiendo prejuicios y estereotipos y promoviendo la consideración del medio rural como lugar de oportunidades cualificadas de futuro. El beneficio es mutuo: las alumnas y alumnos podrán conocer y entender mejor su país, y los territorios despoblados recibirán una aportación de talento.

“Este no es solo un proyecto ilusionante, sino enormemente transformador, y una clara muestra de la política pública de cohesión y transformación territorial que está impulsando el Gobierno”, ha declarado la vicepresidenta y ministra para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, Teresa Ribera. “Es imprescindible establecer lazos más profundos entre los jóvenes y el territorio. Debemos entender nuestros pueblos como espacios de emprendimiento, empleo y oportunidad”, ha señalado.

RIELLO (LEÓN), UNO DE LOS MUNICIPIOS SELECCIONADOS

Uno de esos municipios es Riello, en León. La Reserva de la Biosfera de Omaña y Luna acogerá a un alumno de Ciencias Ambientales para trabajar en la gestión, creación de planes de formación y divulgación de la Red Mundial de Reservas de Biosfera de Montaña.

En el enlace que hay al final de la nota, se puede acceder a la vídeo-entrevista del presidente y la gestora del organismo, de la vicerrectora de Estudiantes y Empleo de la Universidad de León y de dos profesores de Geografía especializados en reto demográfico.

UNA EXPERIENCIA LABORAL, PERO TAMBIÉN VITAL

Las prácticas durarán entre tres y cinco meses, se desarrollarán entre el 1 de junio y el 31 de octubre y contarán con una ayuda económica de 1.000 euros brutos mensuales por alumno, junto a la obligada cobertura de gastos derivados de la Seguridad Social. Los estudiantes, que deberán residir en el municipio donde realicen las prácticas, tendrán la oportunidad de protagonizar una verdadera inmersión en el lugar de destino; una experiencia laboral, pero también vital.

Aunque es la primera vez que se pone en marcha a nivel estatal, existen precedentes de éxito que respaldan esta apuesta por el modelo de formación y territorio. La Universidad de Zaragoza ha completado ya la tercera edición del programa ‘Desafío’ y la Universidad de Castilla-La Mancha ha celebrado este curso la segunda edición de la iniciativa ‘UCLM-RURAL’. Los resultados obtenidos han motivado a replicar este modelo a nivel nacional, extendiéndolo a otras universidades públicas y favoreciendo el papel vertebrador de la universidad en la transformación del país y la reactivación del territorio.

MATERIAL PARA MEDIOS:

Puedes acceder a toda la información y materiales disponibles sobre Campus Rural a través de este enlace, donde encontrarás:

  • Dossier informativo del programa.
  • Relatos de cinco de los destinos que acogerán este verano a estudiantes de Campus Rural.
  • Entrevistas en vídeo de los responsables de las empresas, organismos o ayuntamientos que esperan recibir a los alumnos en prácticas.
Artículo anteriorLa Guardia Civil detiene a tres personas requisitoriadas en menos de 48 horas
Artículo siguienteNOTA DE PRENSA DE LA PLATAFORMA EN DEFENSA DE UNA SANIDAD PÚBLICA DE LA ZONA DE SALUD DE TÁBARA.