• LA DELEGADA TERRITORIAL, LETICIA GARCÍA, SIGUE SIN PONERSE EN CONTACTO CON LOS REPRESENTATES DE LA PLATAFORMA.
  • MUTUAS LABORALES Y CONTROL DE LAS BAJAS NO LABORALES.

            Un sábado más, la PLATAFORMA POR UNA SANIDAD PÚBLICA DIGNA DE LA ZONA BÁSICA DE SALUD DE TÁBARA nos manifestamos, en vista de que la delegada Territorial, Leticia García, no da respuesta a nuestras reivindicaciones.

La próxima semana, pondremos en conocimiento de Procurador del Común, la queja de que no se descuelga el teléfono desde las diferentes áreas especialistas del Hospital Virgen de la concha, viéndonos obligados en ocasiones a desplazarnos a Zamora para solicitar cambios de citas. Esto supone en muchos casos, recorrer más de 100 kilómetros; a esto hay que añadir el mal estado de las carreteras, lo que significa un calvario.

“Está claro que hace falta personal administrativo, pues no podemos cargar todo el trabajo burocrático en los facultativos”.

En cuanto a la Sanidad Privada, de todos es sabido que las Mutuas controlan las bajas por Incapacidad transitoria, tanto por accidente laboral como enfermedad común desde hace muchos años.

Siempre ha estado en su intención, tener el poder absoluto en ambos casos, de forma que se les faculte poder dar las altas en IT no laborales, eliminando así la labor de los médicos de Atención Primaria de la Seguridad Social. Aún no lo han logrado, gracias a las movilizaciones, pero siguen persistiendo en ello. No lo podemos consentir, porque sería la puntilla definitiva para la Sanidad Pública. Hay que estar muy atentos para no permitir que los gobiernos, central y autonómicos no cedan ante las Mutuas.

En otro orden de cosas, hoy hemos decidido convocar a una reunión a todos los alcaldes y concejales de los ayuntamientos de nuestra Zona Básica de Salud, con el fin de hacerles partícipes en la lucha en defensa de la sanidad Pública, y ayuden a sufragar los gastos para el traslado a Zamora en autobuses para poder asistir a la manifestación convocada al efecto el día 6 de mayo. Dicha reunión se celebrará en el edificio del Reloj en Tábara, el sábado día 22 de abril, a las 12:30 horas, tras la manifestación. Esperamos la complicidad de todas y todos, dada la gravedad de la situación en la Atención Primaria, especialmente en las pequeñas localidades, lo que provoca más, si cabe, la “despoblación las mismas”.

             La asistencia a la manifestación ha sido masiva, ya que nos encontramos en vacaciones de Semana Santa. El cabreo cada día es mayor, por lo que seguiremos en lucha, hasta conseguir nuestros objetivos. “Un paso atrás, ni para coger impulso”.

La manifestación ha partido, como de costumbre, desde la Plaza Jon Williams, recorriendo las calles céntricas de la Villa, para finalizar en el centro de la Plaza Mayor, donde debatimos todos los sábados sobre la situación diaria, escuchando atentamente las propuestas de las y los manifestantes.

Durante el recorrido, se gritaron consignas como: “Así, así, ni un paso atrás, contra las reformas de la Sanidad”, “Sacyl escucha estamos en lucha”; “los pueblos unidos jamás serán vencidos”, “la Sanidad no se vende, se defiende, entre otras.

Las reivindicaciones son sobradamente conocidas, no obstante, si alguien no las conoce, pasamos a enumerarlas:

  • Médico y enfermera/o de guardia las 24 horas del día. Si salen a un servicio, el Centro de Salud queda cerrado.
  • Fisioterapeuta. La población es muy longeva. Necesitar rehabilitación no se puede convertir en una ruta turística que dure toda la mañana.
  • Geriatra. Totalmente necesaria en una población tan longeva. Se evitaría la congestión hospitalaria y los pacientes estarían mejor atendidos.
  • Refuerzo en pediatría. Tienen que atender al menos dos días por semana a nuestros pequeños, tanto a enfermos como a sanos.
  • Psiquiatra. Se constata la necesidad de que la consulta sea semanal, dada la saturación y el enorme retraso de atención a los pacientes, que llega a tardar alrededor de seis meses para ser recibidos.
  • Profesionales de apoyo para cubrir bajas, permisos y vacaciones. Esto redundará en beneficio, tanto de los profesionales como de los pacientes.
  • Eliminación de la Cita previa. En poblaciones hasta 100 cartillas, no tiene sentido. Además, hacen falta administrativos que atiendan a los pacientes y no máquinas.

Desde aquí queremos dar las gracias a todas las personas asistentes a la manifestación, así como a los medios de comunicación, pues sin ambos, no sería posible la continuidad.

PROMOCIÓN
>