La manifestación en defensa de la sanidad publica ha congregado a miles de zamoranos y vecinos de distintas comarcas que se han manifestado para exigir una sanidad digna y de calidad.

La mala gestión, los recortes en los presupuestos y el traslado a la sanidad privada son los motivos que ponen en riesgo la sanidad pública.

Plataforma por la Sanidad de Zamora con centenares de personas, han tomado las calles a las 12:00h  desde la plaza de Viriato con numerosas pancartas reindivicativas y silvatos para mostrar su protesta y malestar hasta la sede de la junta de castilla y león en la marina donde han leído su manifiesto para poner soluciones ya.

Con una lista de espera de 19.000 pacientes en Zamora y 3500 ni tan siquiera citados por cita con más de una semana para que les visite el médico de familia y más de un año en algunos casos en especialistas. Desde la plataforma defiende y exige una sanidad digna y de calidad.

MANIFIESTO EN DEFENSA DE LA SANIDAD PÚBLICA

Las plataformas de Castilla y León en defensa de nuestra Sanidad Pública y las asociaciones y colectivos sociales de la Comunidad expresamos en este acto nuestra profunda preocupación por el gravísimo deterioro que está sufriendo nuestro Sistema Nacional de Salud y, en particular, la Sanidad Pública en Castilla y León.

Los continuos recortes presupuestarios, la mala gestión y la derivación de recursos públicos a la sanidad privada están poniendo en grave peligro la calidad de la atención sanitaria pública a la que tenemos derecho todas las personas, independientemente de nuestra capacidad económica. Un derecho que hoy tenemos y que podemos perder.
Desde que en 2002 se transfirió la gestión sanitaria a la Comunidad Autónoma de Castilla y León, comenzó un declive de nuestra sanidad pública, que se agudizó durante la crisis económica de 2008, con recortes brutales y de cuyos efectos aún no nos habíamos recuperado cuando sobrevino la pandemia de la Covid 19.

Los gestores públicos deberían garantizar el derecho a una sanidad pública de calidad para toda la población, tanto en el medio rural como en el urbano, todos los ciudadanos contribuimos a la financiación del sistema sanitario en igualdad de condiciones. Sin embargo, este derecho se ha ido socavando por los gestores públicos para favorecer la mercantilización de la salud y el beneficio económico de unas pocas empresas.
El aumento de seguros de salud con escasas coberturas y las constantes derivaciones de procesos a la sanidad privada, nos ponen en alerta, porque esta tendencia, de mantenerse, daría el golpe definitivo a la sanidad pública.

Si no lo paramos, sólo las personas con recursos económicos suficientes podrán pagarse los servicios sanitarios. La mayoría tendríamos que recurrir a la beneficencia, como ya sucede en otros países desarrollados.

Las autoridades sanitarias deben atender nuestras reivindicaciones. Exigimos que se respete el derecho a una sanidad pública, gratuita, universal y de calidad.
Porque hay 19.000 zamoranos actualmente en lista de espera para una consulta
Al margen de estas 19.000 personas en la lista de espera, hay otras 3.500 que ni siquiera están citadas y que están esperando «con-la agenda cerrada», a ser citados.

– Más de 1 semana para consultas del médico de familia
– Más de 1 año para algunos especialistas del hospital
– Más de 1 año para operarse, incluso en patologías graves.

Entre la espera para las consultas, las pruebas diagnósticas y la espera para la intervención, el tiempo total supera con creces el año y medio. Hay problemas enormes para solicitar cita para consulta, por falta de profesionales y con solo una línea telefónica accesible en cada Centro de Salud, además con comarcas con problemas de cobertura telefónica. Somos la provincia del «siempre comunicando.»

Hay una falta de atención pediátrica al niño enfermo hasta los 14 años en el medio rural y semiurbano. Existe una enorme saturación de los servicios de urgencias que provoca una inadecuada atención.

La atención presencial en algunos consultorios rurales no existe y las consultas en los Centros de Salud urbanos están muy sobrecargadas.

Hay una insuficiente Atención Sociosanitaria, dado el escaso número de profesionales que tenemos en Zamora en los centros de salud, con hasta 4 centros para una sola Trabajadora Social.

Tenemos una escasa dotación de Fisioterapeutas que provoca largos tiempos de espera a los ciudadanos y que en el medio rural además obliga a desplazamientos innecesarios de forma reiterada.

Sufrimos una discriminación tanto en medios humanos como materiales respecto a provincias limítrofes, mientras en Valladolid esperan 3 meses para una consulta de traumatología en Zamora esperamos más de 1 año. Zamora es una de las provincias donde año tras año faltan más profesionales y por tanto donde más plazas vacantes están sin cubrir, mientras que, en Valladolid, no faltan médicos de familia ni
otros especialistas.

Para la Junta de Castilla y león, los zamoranos somos ciudadanos de segunda, la sanidad pública provincial esta infrafinanciada y con unas plantillas de profesionales infradimensionadas.
 

Para que mejore esta situación EXIGIMOS A LA JUNTA DE CASTILLA Y LEON:

1.- Cumplir lo prometido en la campaña electoral por el Partido Popular y se blinde la sanidad pública de Castilla y León por ley y que, para la financiación de la Atención Primaria, se destine al menos, el 25% del gasto sanitario público de la Comunidad, sin contar los gastos de farmacia.

2.-Gerencias de Atención Primaria y Especializada independientes, con presupuestos diferenciados y con un aumento de los mismos que permitan mejorar la capacidad diagnostica y terapéutica en el Área de Salud de Zamora.

3.- Aumentar el número de profesionales en todos los servicios deficitarios, como Traumatología, Oftalmología, Pediatría, Trabajo Social, Fisioterapia entre otros. Cubrir todas las plazas, la de nueva creación y las actualmente vacantes para garantizar una buena asistencia sanitaria.

4.- Establecer un plan para que con recursos propios se reduzcan o eliminen las listas de espera quirúrgicas, la de consultas externas y la de pruebas diagnósticas.

5.- Dotar de atención Pediátrica a todos los niños hasta los 14 años en el medio rural y semiurbano, equiparándolos a los Centros de Salud de la capital.

6.-Poner en marcha Unidades de atención rápida y/o alta resolución para todas las especialidades que por su gravedad no pueden sufrir demoras.

7.- Acabar con las interminables llamadas para solicitar cita. Garantizar la cobertura telefónica en toda la provincia, aumentar la dotación de personal administrativo y de líneas telefónicas de los Centros de Salud para que la atención se realice de manera directa y no a través del contestador.

8.-Prestar la atención sanitaria a todos los pacientes de forma presencial, en su localidad, prestando el servicio sanitario cuando lo precisen a nivel domiciliario.

9.- Garantizar el acceso a la sanidad y la atención sociosanitaria incidiendo especialmente en la población mayor, el medio rural y las zonas despobladas, acercando los servicios (Fisioterapia, Trabajo Social…) y adecuando la dotación de medios de transporte a las necesidades de cada zona.

10.-Establecer medidas que supongan una discriminación positiva para Zamora, en las que se incentive a los profesionales de la sanidad que trabajen en nuestra provincia, para de esta manera hacerla un poco más atractiva y poder cubrir el mayor número de plazas vacantes posibles y así equiparar nuestras listas de espera a las de las provincias limitrofes. Los zamoranos exigimos que la Junta de Castilla y León acabe con la desigualdad sanitaria entre las provincias de nuestra Comunidad, todos los servicios nuevos y las inversiones fuertes se hacen siempre en las mismas provincias.

11.- Impulsar la derogación de la Ley 15/97, que permite las privatizaciones de la Sanidad Pública y es la base del deterioro del Sistema Sanitario Público para justificar los conciertos con la Sanidad Privada.

LA SANIDAD PUBLICA NO ES UN NEGOCIO. LA SANIDAD PUBLICA ES UN DERECHO DE LOS CIUDADANOS
¡Por nuestra salud, Sanidad pública!

PROMOCIÓN
>