A Valladolid llegan 16 integrantes de la Escala Básica que se reparten entre la capital y Medina del Campo y otros seis de la Escala Ejecutiva

  • De ese total, 89 pertenecen a la XXXVII Promoción de la Escala Básica salidos de la Escuela Nacional de Policía de Ávila y 18 a la Escala Ejecutiva
  • Las prácticas tienen una duración de un año y al término de las mismas los agentes eligen destino
  • En Castilla y León el Cuerpo Nacional de Policía tiene desplegados más de 3.100 agentes

La delegada del Gobierno en Castilla y León, Virginia Barcones, ha dado la bienvenida a los agentes alumnos en prácticas del Cuerpo Nacional de Policía desplegados en Castilla y León. En concreto, llegan a la Comunidad 107 agentes. De ese total, 16 recalan en la provincia de Valladolid.

La delegada ha dado la bienvenida a los nuevos agentes alumnos en prácticas desplegados en Castilla y León. A aquellos que desarrollarán su trabajo durante el próximo año en Valladolid, de forma presencial mediante un acto que ha tenido lugar en la Comisaría de Policía Nacional-Distrito Delicias. Al resto de integrantes mediante una conferencia en streaming.

Virginia Barcones ha agradecido a los nuevos agentes la decisión de dedicar su vida profesional al servicio de los ciudadanos, un “honor” en tanto que les convierte en “garantes de los derechos y libertades” de nuestra sociedad.

A Castilla y León llegan un total de 107 agentes alumnos en prácticas. De ese número, 89 (68 hombres y 21 mujeres) pertenecen a la XXXVII promoción de la Escala Básica y 18 a la Escala Ejecutiva que se incorporan en los próximos días. De la Escala Básica a la provincia de Valladolid llegan 16 agentes de los que 9 se desplegarán en la capital y cinco desarrollarán su trabajo en Medina del Campo. La distribución en el resto de provincias es la siguiente: Seis policías en prácticas de Ávila, seis en Palencia, 13 en Salamanca (Ocho en la capital y cinco en Béjar), siete en Segovia, seis en Soria, 17 en Burgos (Siete en la capital, cinco en Aranda de Duero y cinco en Miranda de Ebro), seis en Zamora y 12 de León (Siete en la capital y cinco en Ponferrada).

Los 18 agentes de la Escala Ejecutiva de distribuyen de la siguiente manera: seis en Valladolid, cuatro en Salamanca, tres en Segovia, tres en León, uno en Ávila y uno en Burgos.

Virginia Barcones ha mostrado su convencimiento en que todos ellos van a realizar su trabajo con “profesionalidad”, manteniéndose fieles a los principios y valores con los que se fundó la institución hace casi 200 años. Esos principios están fijados a la entrada de la Escuela Nacional de Policía de Ávila y hablan de “servicio, dignidad, entrega, lealtad”. “Sé que vais a desarrollar con profesionalidad y ahínco aquello para lo que esta Institución fue creada: Servir y proteger a nuestra sociedad”, ha expresado.

La delegada ha explicado que Castilla y León es una de las comunidades más seguras de España con una tasa en 2022 de 36,7 infracciones penales por cada mil habitantes, 12 puntos por debajo de la media nacional en uno de los países más seguros del mundo.

Una situación que, en palabras de Virginia Barcones, se debe al “gran trabajo”, que realizan los integrantes de Policía Nacional y Guardia Civil. En Castilla y León hay en estos momentos 10.228 agentes desplegados tras las últimas incorporaciones realizadas en el Cuerpo Nacional de Policía y Guardia Civil. De ese total, más de 3.100 pertenecen a un CNP que cuenta con 74.458 efectivos por toda España. En los últimos cinco años se han incorporado a Castilla y León 912 agentes de Guardia Civil y Policía Nacional, lo que supone un incremento del 10% de efectivos.

La delegada ha hecho ver a los nuevos agentes que, para que Castilla y León, siga siendo segura hay que mantenerse alerta. Al respecto, ha destacado la importancia de la prevención de los delitos. Igualmente ha subrayado los nuevos retos que hay por delante como una ciberdelincuencia incipiente “pese a que ya supone un 25% de las infracciones penales”, sin olvidar el desafío  que velar por la seguridad de los ciudadanos y ciudadanas más vulnerables como son los niños y niñas, mayores y as mujeres que son víctimas de la violencia machista.

En este sentido, ha aseverado que el éxito de la Policía Nacional radica en su capacidad de adaptación. Ha sabido modernizarse, crear  diferentes ramas de especialidades interconectadas entre sí. “Creo que todos somos conscientes del duro trabajo que tanto Policía Nacional como Guardia Civil desarrollan para hacer de la nuestra una sociedad segura. Y por eso nuestra ciudadanía está, y yo la primera, orgullosos de vosotros”, ha expresado.

Virginia Barcones ha deseado suerte en vida laboral y profesional a los nuevos agentes en prácticas porque esta suerte será también la de los ciudadanos. Les ha animado a aprovechar la experiencia de los compañeros con los que van a trabajar para mejorar su formación.

Antes de finalizar, ha destacado la buena colaboración existente entre el Cuerpo Nacional de Policía y la Guardia Civil. Una coordinación que es “un orgullo” para la sociedad castellano y leonesa. Virginia Barcones ha agradecido la colaboración que las policías locales, la seguridad privada, los funcionarios y funcionarias de instituciones penitenciarias y el poder judicial brindan igualmente a los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado.

PROMOCIÓN
>